La princesa Leonor de Borbón, primogénita de los reyes de España, presidió su primer acto oficial en solitario el miércoles 24 de marzo. El escenario elegido para este significativo evento fue el Instituto Cervantes, que conmemora este año el 30º aniversario de su fundación.

La visita de la heredera de la Corona servirá como lanzamiento de los actos conmemorativos del 30º aniversario de la fundación del Instituto que, bajo el lema Creando hispanistas incluirá, entre otras actividades, un Congreso Mundial de Flamenco o un acto en el Congreso de Diputados. Ya el pasado 23 de abril, Leonor y su hermana, la infanta Sofía, se sumaron a la tradicional lectura de El Quijote, con motivo del Día del Libro, y dirigieron un mensaje de ánimo a los jóvenes y de agradecimiento a los sanitarios. En aquella ocasión, debido al confinamiento impuesto por la pandemia de coronavirus, lo hicieron mediante un vídeo grabado en el Palacio de La Zarzuela, residencia de la Familia Real.

A las doce en punto de la mañana, la princesa llegó al Instituto Cervantes acompañada de Jaime Alfonsín, jefe de la Casa del Rey, así como de la única mujer ayudante de campo con la que cuenta Felipe VI. Fue aclamada por decenas de personas. Además, el grupo Concordia Real Española, que apoya activamente a la Monarquía en actos públicos, mostraba una llamativa pancarta con el lema “El futuro es Leonor”.

La princesa estuvo acompañada por la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo; el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero; y la secretaria de Estado de Cooperación, Ángeles Moreno. Un momento cargado de simbolismo fue cuando Leonor entró en la Caja de las Letras. Ahí, en la caja 2021, situada entre las de Miguel Delibes y Severo Ochoa, depositó dos libros: la Constitución que leyó el 31 de octubre de 2018 (ahí escuchamos por primera vez su voz en un acto oficial, también en el Instituto Cervantes) y el ejemplar de El Quijote con el que participó en el Día del Libro. Después de introducir los dos ejemplares, García Montero entregó a la princesa la llave de la caja, en la que su recuerdo tiene carácter permanente, a diferencia de la mayoría de ilustres que han depositado su legado desde 2007 con fecha de apertura.

En el interior de la cámara acorazada, el director del Instituto agradeció a Leonor que su estreno en solitario haya sido en la entidad cultural, lo que ha interpretado como "un compromiso con la cultura". "Aquí conservamos el legado de grandes artistas y representantes de la cultura española e hispanoamericana. Por eso es muy importante su presencia aquí. Siempre decimos que la verdadera riqueza de un país es su cultura y la defensa de su lengua y de sus artes, y los legados representan ese compromiso con la cultura", afirmó.

Aunque no estaba previsto que hablara en el acto, Leonor de Borbón tomó el micrófono para formular "un comentario y una pregunta" a la secretaria general del Instituto Cervantes, Carmen Noguero, tras su explicación sobre los planes de digitalización que tiene en marcha la institución.

"Gracias a todos los trabajadores del Instituto Cervantes por estos 30 años", ha comenzado la princesa de Asturias. A continuación, como estudiante de cuarto de la ESO, ha dado su enhorabuena por "lo muy útil" que le resulta para sus estudios a ella y a sus compañeros la herramienta virtual del Cervantes.

"He leído que desde que comenzó la pandemia, trabajadores del Instituto Cervantes fuera de España no han podido regresar aún para ver a sus familiares. Me gustaría saber qué tal están, si ha mejorado su situación y si han podido venir. Nada más, muchas gracias", concluía la princesa.

"Este trabajo en el exterior es interesante, emocionante, bonito, pero complicado en circunstancias como estas. Muchos de ellos coincidió que no podían viajar entre países y muchos están en zonas complicadas, desde las que no era posible viajar a España. Pero el trabajo, aunque está siendo árido por hacerse desde casa lo han hecho con buen ánimo", le contestó Carmen Noguera.

Como recuerdo del acto, que duró alrededor de 45 minutos, la princesa recibió tres libros: Joana, del recientemente fallecido Joan Margarit; Quisiera tener, un poemario en distintas lenguas; y Antología poética, obra traducida al catalán del propio director del Instituto Cervantes. La visita ha finalizado en el vestíbulo de la sede con la exposición de algunos libros escritos en catalán, gallego y euskera. Entre ellos, obras relevantes de autores como Ramón Llull, Ausiás March, Martí i Pol, Martín Codaz, Manuel Rivas o Bernardo Atxaga. Por último, se hizo la foto oficial con los responsables del Instituto.

Al salir del edificio, la princesa fue aclamada con aplausos y gritos de "¡Viva el rey y viva la princesa!". Tras despedirse de Carmen Calvo y Luis García Montero llevándose la mano al corazón, Leonor se marchó en el coche oficial.

La vicepresidenta del Gobierno subrayó que, con su presencia en este acto, se ha querido mostrar “muy expresamente” el respaldo del Gobierno a Leonor de Borbón, que “ocupa una importante posición constitucional”. Calvo afirmó que la heredera es consciente de su papel y calificó de “acierto” su vinculación al fomento de la lengua y la cultura.

Al igual que suele hacer su madre, la reina doña Letizia, Leonor lució una prenda que ya llevó en uno de sus últimos actos. En concreto, se trata del vestido que lució en octubre de 2020 en Oviedo, con ocasión de la entrega de los premios Princesa de Asturias: un diseño de gasa de la firma española Poète, estampado con pequeñas florecillas, cuello mao abotonado en el escote, largo midi y manga larga terminada en un discreto volante. Como complementos, unos sencillos zapatos de pequeño tacón negro.

El Instituto Cervantes nació el 21 de marzo de 1991 y fue adscrito al Ministerio de Asuntos Exteriores. Durante estos 30 años, su misión ha consistido en fomentar e impartir la enseñanza del idioma español en el extranjero a través de la docencia directa y de la sistematización y certificación del aprendizaje. Hoy cuenta con 88 centros en 45 países para difundir la cultura en español y enseñar las lenguas de España. El número de hispanohablantes nativos en el mundo llegó en 2020 a 493 millones.

Leonor de Borbón sigue los pasos de su padre, el rey Felipe VI, quien, en 1983, también con 15 años, representó por primera vez a España en la conmemoración del 450º aniversario de la fundación de Cartagena de Indias (Colombia), a donde viajó acompañado por el entonces presidente del Gobierno, Felipe González. No obstante, si para el debut en solitario de Leonor se ha elegido un acto relacionado con la cultura, el actual rey de España se lanzó con un viaje de Estado.

Dentro de escasos meses, Leonor se desplazará a Reino Unido para estudiar Bachillerato en el UWC Atlantic College, un centro que acoge a alumnos de todo el mundo situado en un castillo del siglo XII de Gales, y por el que ya han pasado el actual rey de Holanda, Guillermo Alejandro, y la princesa Isabel, heredera del trono belga. Está previsto que la princesa se traslade a Gales a finales de verano, indicándose desde Casa Real que se espera que compatibilice sus estudios "con el progresivo desarrollo de sus compromisos institucionales en España".

 

WEBS CONSULTADAS:

 

VÍDEO DEL ACTO:

 

 


Maria Teresa Dominguez Rodriguez

Tota Pulchra: Associazione per la promozione sociale

Sede Legale: via della Paglia 15 - Roma (RM)   —   C.F.: 97939900581

IBAN: IT11Q0623005031000040531966   —   Codice BIC: CRPPIT2P137

 

Tota Pulchra
Tota Pulchra News
Instagram
LinkedIn
Youtube