A finales de septiembre  o principios de octubre, un chico arquitecto llamado Alejando Falceto aragonés y que vive en Berlín, fue quien se dio cuenta que el centenario acetre del Convento de las Madres Carmelitas de la Antigua Observancia de Granada se encontraba en una subasta en Nueva York.

Al ponerse en contacto con el museo de estas Madres Carmelitas, los responsables se pusieron a investigar y confirmaron que ese acetre perteneció a esta orden religiosa granadina.

La historia de este acetre se remonta al año 1634, ya que aparece grabado en esta pieza de orfebrería.

Dª Juana de Gadea fue esposa de un caballero 24 de esta ciudad (12 cristianos nuevos y 12 cristianos viejos que eran como concejales/ministros de los Reyes Católicos y sus herederos).

Lo más posible que ocurriera es que esta señora donara al acetre al convento. La teoría sobre que ella entrara a vivir en esta orden tras la muerte de su esposo no se sostiene ya que él murió sobre el año 1944 y el acetre se hizo diez años antes.

Esta pieza salió de  Granada cuando las monjas tuvieron que vender varias piezas de su patrimonio a finales del siglo XIX para poder subsistir y comer.

Se lo vendieron a una familia inglesa. Esta familia lo vendió en el año 1944 a la familia que actualmente lo poseía.

Para recuperarlo, los responsables del Museo de las Carmelitas de la Antigua Observancia hicieron una campaña de donativos recaudando 3.500 euros.

Gracias al anticuario Fernando Carnicero, que se encargó de los trámites y de pujar por el acetre en la subasta neoyorquina, se ha podido recuperar esta obra de orfebrería.

Esta pieza volvió a Granada el pasado día 11 de noviembre y ya se puede contemplar expuesto en el museo.

 

Judit Ortega Martín

 

Tota Pulchra: Associazione per la promozione sociale

Sede Legale: via della Paglia 15 - Roma (RM)   —   C.F.: 97939900581

IBAN: IT11Q062300503100004053166   —   Codice BIC: CRPPIT2P137

 

Tota Pulchra
Tota Pulchra News
Instagram
LinkedIn
Youtube